¿QUÉ ALIMENTOS SE CONTAMINAN MÁS FÁCILMENTE CON LA BACTERIA LISTERIA MONOCYTOGENES?

 
Benidorm, a 24 de junio de 2020
 
Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC-USA) han elaborado una lista de alimentos que las personas de los grupos de alto riesgo deben evitar para no contraer listeriosis.
 
Desde 1985, numerosos brotes de listeriosis se han vinculado a estos alimentos.
 
Entre las personas con alto riesgo de sufrir complicaciones graves a causa de esta infección se encuentran los niños, los ancianos, las mujeres embarazadas, las personas con sistemas inmunológicos comprometidos y cualquier persona con una enfermedad crónica como la diabetes.
 
Quesos blandos, leche cruda y helados
 
Los quesos blandos hechos con leche cruda o sin pasteurizar tienen de 50 a 160 veces más probabilidades de causar infecciones de Listeria que cuando se hacen con leche pasteurizada. Se trata de queso fresco, el queso blanco, el brie, el Camembert, el feta y los quesos de pasta azul.
 
Desafortunadamente, otros productos con leche pasteurizada también han causado enfermedades, debido a las condiciones antihigiénicas o porque el patógeno ha contaminado la instalación. En un brote de Listeria en 1985, se introdujo inadvertidamente leche cruda en la leche pasteurizada. 
 
La leche cruda es la leche que no ha sido pasteurizada. Como las ubres de la vaca están cerca del ano, los patógenos pueden migrar fácilmente a la leche. La leche cruda es considerada el alimento más arriesgado de todos, no sólo por la posible contaminación con Listeria monocytogenes, sino por otros patógenos como Salmonella, E. coli, y Brucella.
 
El helado hecho con leche pasteurizada también ha causado varios brotes de listeriosis. 
 
Germinados crudos
 
Los brotes crudos se consideran un producto intrínsecamente peligroso, ya que sus condiciones de crecimiento son perfectas para el crecimiento bacteriano, y porque las propias semillas pueden estar contaminadas con Listeria Monocytogenes. Un brote en 2014 vinculado a brotes de soja cruda enfermó a cinco personas y dos fallecieron.
 
Melones
 
Esta fruta causó un enorme y mortal brote de listeriosis en 2011, con 146 enfermos de las que treinta murieron. El problema con los melones es que sus superficies agrietadas proporcionan lugares ideales para esconderse las bacterias y como se cultivan en el suelo, cualquier contaminación desde el suelo se transfiere fácilmente a la fruta.
 
El melón cortado debe ser refrigerado rápidamente y desechado después de 7 días y no debe consumirse si se deja a temperatura ambiente más de 4 horas.
 
Perritos calientes, paté y fiambres
 
Las Delis han sido la fuente de varios brotes de listeriosis, como un brote en 2019 que afectó a 10 personas. 
 
Las personas en los grupos de alto riesgo no deberían comer carnes de charcutería, perritos calientes, fiambres, patés refrigerados o pastas de carne refrigeradas a menos que se calienten a 70 ºC. 
 
Pescado ahumado
 
El pescado ahumado refrigerado es un alimento de alto riesgo para la listeriosis. Si están enlatados, el atún, el salmón y otros productos de pescado no son peligrosos. Pero el pescado ahumado en frío como el salmón, el pescado blanco, el bacalao, el atún, la trucha y la caballa sí que son peligrosos. 
 
Fuente:  https://www.cdc.gov/spanish/listeria/prevention.html